La tensión entre teoría y práctica activa presenta un núcleo de discusión que ha venido desarrollándose en la historia de las ideas, de la filosofía, y de las ciencias sociales. Para articular acción y pensamiento, es importante ampliar el concepto de lo político, con un sentido plural y popular de las razones en y de la sociedad.

La cuestión básica es que la acción política parte no desde un campo donde las correlaciones de fuerzas se reparten de modo estanco y certero, sino desde entender lo político como una práctica que requiere y genera un pensamiento, que no puede sino basarse, de modo tácito o explícito, en la experiencia, pero a la vez en el entendimiento intersubjetivo. Es decir, la acción política es un trabajo intelectual a la vez que un trabajo práctico. Por esto, y porque la realidad es imposible de ser capturada en su totalidad por el concepto, la política y sus determinaciones reales se dan, también, a nivel discursivo teórico, explícita o implícitamente.

En este curso se intentará ahondar en las complejidades de diferentes teorías políticas que establecen un modo de vinculación de teoría y praxis radicalmente distinto al estructurado desde la teoría política tradicional o más usual. Metodológicamente, se planteará el problema del análisis válido la situación política, la intersubjetividad y la lucha política por la primacía de sentido del propio relato. La interpretación tensiona la realidad, y del modo de resolver dicha tensión -o no-, surge una acción comunicativa y política donde la interacción con los demás sujetos toma diferentes formas que constituyen lo político, sus sujetos, programas y acción.

Se hablará, entonces, tratando de dar un giro en su forma de comprenderlos, de conceptos como experiencia, discurso, acción, actor, entendimiento, saber, conocimiento, ciencia, clase política, dominación, hegemonía, dialéctica, totalidad y otros, tratando de discernir la diferencia entre pensar políticamente y pensar filosóficamente. Lo que está en el fondo de este enfoque, ecléctico en cuanto a conceptos, es la idea de construcción política, tomada en algún caso por quienes debieron ser efectivamente constructores de fuerza política en las condiciones más excepcionales (Gramsci o Cooke) u observada por teóricos que se dieron cuenta esencial de sus negatividades (Benjamin), sólo salvables por la experiencia colectiva.

Así, a lo largo de los tres encuentros se ahondará sobre los modos de hacer política, criticando la falsa antinomia entre pensamiento y acción, y ubicando al pensamiento como un instrumento de la experiencia social y política. Walter Benjamin, Antonio Gramsci, Theodor Adorno, John William Cooke, Jaques Rancière, o Jürgen Habermas serán algunos de los pensadores que rondaran los encuentros del seminario.

Contenidos básicos:

1. Walter Benjamin.
2. Antonio Gramsci
3. John William Cooke.

Rizoma

Donde quiera que estés, podés participar y ser parte activa de una comunidad de conocimiento sin límites definidos. Para esto, partimos de la interpretación de un escenario convergente repleto de oportunidades para la construcción compartida de saberes y el encuentro de múltiples enfoques a partir de propuestas pedagógicas diversas y sin centramientos clausurantes.

Ver todos

Comentarios

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ADHERIRSE

La Facultad Libre se sostiene a partir del apoyo regular de una comunidad activa de personas que adhiere a ella y acompaña sus múltiples expresiones. El financiamiento colectivo hace posible la expansión de contenidos pedagógicos virtuales a través de Rizoma. Vos también podés apoyarnos!

$60 $90 $150 $300